Pregunta, pregunta…

Soy Javi. El papá de Enzo y Marc y parte de una familia que me encanta. Y profesionalmente soy fotógrafo. De bodas y familias. Miembro de Asociación de Fotógrafos y Videógrafos de bodas de España.

Desde Miranda de Ebro, mi ciudad, hasta ciudades de La Rioja, País Vasco, Navarra, Burgos y alrededores. También puedo desplazarme más lejos si lo necesitáis.

Nunca hago más de una boda por jornada. Entiendo que los novios necesitáis toda mi atención y dedicación por el día que me contratáis, independientemente de las horas que sean. Una dedicación exclusiva dará un resultado infinitamente mejor. Os lo merecéis.

Utilizo el programa Lightroom. Una a una, las elijo, reviso y edito en color y luz, para entregarlas en la mejor versión posible. Con mi propio estilo. Me encanta que las fotografías resulten naturales y reales. Y que las podáis revisar con el paso de los años y no os parezcan fotos antiguas. Que podáis revivir ese momento. Casi casi olerlo.

Con respecto a las bodas, máximo 3 meses. Es un límite que especifico en mis contratos, pero nunca he tardado más de 2 meses, y en el caso de muchas bodas de invierno he podido hacer la entrega en 2 o 3 semanas.
Para las fotografías de familia, como mucho dos semanas.

Lo antes posible. Hay fechas que se cierran muy rápido. En cuanto sepáis la fecha de la boda, es recomendable cerrar lo primero el lugar de la celebración y la fotografía, para poder preparar el resto lo más tranquilamente posible.
En la fotografía de familia, me gusta tener margen de tiempo para proponer lugar, orientaros sobre cómo podéis ir vestidos y organizarnos muy bien. Además, dependemos siempre del tiempo, por lo que me gusta tener varias opciones por si vemos que va a hacer muy mal día.

Pues sin ningún problema, iría hasta donde me digáis. Solo habría un incremento por el desplazamiento del que estaríais informados desde el primer momento. Como desplazarme no es mi negocio, con cubrir dichos gastos me sirve, no habría sobrecostes de ningún tipo.

Fotografía documental, fotoperiodística. Es decir, entiendo que el día de vuestra boda tengo que molestar lo menos posible y fotografiar lo que sucede sin intervenir. De esta manera, todo es más natural y podréis sacar lo mejor de vosotros y de vuestros invitados.
Entiendo que lo que diferencia una boda de otra, una familia de otra, son las personas y sus emociones. Si dejo que seáis vosotros mismos, provocando esas situaciones, sin que os deis cuenta, el resultado os encantará porque lo que veréis será eso, vosotros mismos.

Soy muy comunicativo, cercano y me gusta hablar con vosotros y transmitir confianza. Que en todo momento sepáis qué vamos a hacer y qué será lo siguiente que ocurra.
En las bodas, un mes antes os envío un cuestionario. Con él pretendo conocer, casi al detalle, lo que va a suceder el día de vuestra boda. Para mí es necesario, ya que he de fotografiar todos los momentos posibles y, sobretodo, pequeñas sorpresas que tengáis preparadas.
Me gusta saber qué personas son las más importes para vosotros, qué momentos especiales habrá…; todo lo que me ayude a no perderme los mejores instantes.
Después de que me lo enviéis, si es posible, me gusta quedar con vosotros o llamaros diez días antes de la boda, para charlar por última vez, repasar horarios y lugares, transmitiros tranquilidad y recordaros que el día de vuestra boda es para que disfrutéis a tope.
En la fotografía de familia, después de haber elegido un lugar para hacer las fotos y aconsejaros sobre vestuario, horas del día y alguna cosilla más, me gusta hablar con vosotros para que no vayáis nerviosos y que sepáis que lo que pretendo es fotografiaros a vosotros, en un momento de vuestras vidas que habéis elegido, pero con vuestra personalidad, buscando naturalidad en vuestras acciones durante la sesión de fotos. De esta manera, podréis estar seguros de que el resultado será el que buscáis: fotografiaros a vosotros mismos, sin poses ni situaciones forzadas.

Mínimo, dos cámaras (Fujifilm), 4 objetivos diferentes y superluminosos (también Fujifilm), de 8 a 10 tarjetas de memoria, 6 u 8 baterías y sus cargadores, 2 flashes… y diverso material para para estar preparado para cualquier situación.
En ningún momento os quiero dejar tirados por nada del mundo. Siempre existe la posibilidad de que algo deje de funcionar, se caiga o se golpee y se rompa…: por eso llevo material extra para que ningún imprevisto me deje tirado. Lo considero superimportante. Es casi una obsesión.

Dispongo de un seguro de Responsabilidad Civil específico para fotógrafos, que me cubre cualquier situación tanto fuera como dentro del estudio. También trabajo con una empresa especializada que se encarga de gestionar los datos de clientes, proveedores y demás y de que esté siempre al día y tranquilo en este aspecto.

Todos los programas que uso son originales y con licencia, siempre actualizados a la última versión disponible. Utilizo el software de la plataforma Adobe (Lightroom, Photoshop,…), programas de gestión de fotografías y archivos, software para confeccionar álbumes, otros programas de edición… Además, dispongo de archivos de música con licencia de uso.

Siempre. Creo que es la mejor manera de que todos estemos tranquilos. En él vendrá reflejado todo lo que hayamos acordado.

En el momento de la firma del contrato, para formalizarlo, se realiza una reserva. En el caso de las bodas, esto os asegura que reservo el día para vosotros. En la fotografía de familia, tendréis reservado para vosotros el tiempo necesario para hacer dicha sesión.
El resto de los pagos normalmente se hacen unos días después de las sesiones de fotos, siempre antes de la entrega final.
Aun así, se puede negociar cualquier otra forma de pago, importes, momentos, salvo la reserva.

Ofrezco varios packs, tanto en la fotografía de bodas como en la de familias, así que lo mejor es que me digáis qué es lo que necesitáis y yo os pasaré un catálogo y un presupuesto con varias opciones para que elijáis a vuestro gusto.

Directamente no: yo me dedico únicamente a la fotografía, pero colaboro con un videógrafo de mi localidad.

¿Te queda alguna duda?
PREGUNTA SIN MIEDO